La Tierra de la Diversidad y la Magia

Al oeste del Danubio y al este de Austria está la parte más versátil de Hungría, la tierra con algunas de las mayores atracciones que se pueden encontrar en el país. Aquí nada es imposible, desde los excelentes vinos hasta los hermosos y grandes lagos pasando por los viajes en el tiempo.

La Hungría occidental es rica en iglesias y monasterios medievales, castillos y fortalezas, y allí se organizan festivales históricos y musicales durante todo el año. Para descubrir un milenio de historia religiosa y arquitectónica húngara y probar las tradiciones vinícolas benedictinas vaya a la Archiabadía Benedictina de Pannonhalma. Las catedrales de San Pedro y de San Pablo, en Pécs, le invitan a realizar un viaje arquitectónico en el tiempo. Y en el museo de la Abadía Benedictina de Tihany nos haremos una idea de cómo era la vida del último monarca de Hungría. Para ver dónde fue coronado nuestro primer rey (y posteriormente otros cuantos reyes más) visite la antigua Basílica de la Coronación de Székesfehérvár. Para disfrutar de la elegancia barroca explore el Castillo de Eszterházy, en Fertőd, las joyas de Hungría occidental, Soprón y Kőszeg, o Győr, la ciudad que se encuentra en la intersección de tres ríos.

Őrség, tierra de magia, alberga muchas bellezas naturales. El tiempo se ha detenido aquí y la gente vive en pueblos desperdigados en perfecta armonía con la naturaleza. El Parque Natural de Írottkő debería ser lo primero de nuestra agenda, dado que ofrece varias rutas para hacer excursiones y viajes culturales, aventuras culinarias y abundantes visitas a lugares de interés. Kőszeg es el lugar perfecto para comenzar a explorar la zona. En la región occidental de Hungría también abundan los viveros y los jardines botánicos. El Jardín Botánico de Sárvár, de 200 años de antigüedad, alberga 300 especies de árboles y arbustos. Los árboles centenarios del bosque arbolado en torno al estanque de pesca nos dan una idea del aspecto que tenía la zona antes de su urbanización. La otra parte del vivero tiene árboles y arbustos de nombres exóticos y colores llamativos. Y si visita el parque prehistórico de Vértesszőlős, además de conocer el Samu de medio millón de años de antigüedad, uno de los primeros hombres de Europa, también verá las huellas de animales de antaño extintos hace tiempo.

Yendo hacia el sur encontrará la vibrante ciudad de Pécs, que obtuvo el título de Capital Europea de la Cultura en 2010. Mientras agasaja sus ojos en el Barrio Cultural de Zsolnay, déjese encandilar por los bellos y emocionantes edificios de la parte vieja y de la parte nueva, y consiga carne de ganso en la Necrópolis del Cristianismo Temprano; verá cómo Pécs servía de lugar de encuentro para distintas culturas a través de las distintas épocas.

Más al sur se llega a la región de Villány, donde las bellas vistas combinan perfectamente con los fogosos vinos tintos de los viticultores locales. Probablemente un vaso o dos sean suficientes para que le apetezca ver un lugar de interés turístico único (se trata también de un Lugar Patrimonio de la Humanidad): los Busójárás, en Mohács. El desfile de los Busós, enmascarados y aterradores, sirve para despedir al invierno y como un carnaval que dura varios días, y es una fiesta folclórica de visita obligada. Para disfrutar de un ocio más sofisticado, Kaposvár es una opción idónea. El Festival de Música de Cámara anual es el lugar en el que se concentra en agosto lo mejor de la música clásica internacional, así que, ¿por qué perdérselo?

La cultura de los spa está floreciendo en la Hungría occidental. Para comprobarlo, visite los mayores centros vacacionales con spa medicinal de las regiones de Bükfürdő, Sárvár o Zalakaros, y experimente de primera mano cómo la combinación perfecta de tratamientos de categoría mundial efectuados por profesionales bien cualificados y la profusión cultural fácilmente abordable le dejan más sano, más relajado y más renovado.

Seguramente, relajación no es sinónimo de apoltronarse junto a la piscina. ¿Por qué no dar un paseo en canoa por el romántico y salvaje Lago Fertő o nadar en el campo de golf de Bükfürdő? ¿Y qué tal una excursión por los bosques de los Bajos Alpes, o pescar en Orfű, darse un chapuzón con la familia en el Lago Velence, montar en bicicleta por los Montes Zala o pasear a caballo por Mecsek? ¡Explore esta tierra y reviva el deseo de vivir!

Fertőd

Győr

Kaposvár

Kőszeg

Paks

Pannonhalma

Pécs

Sárvár

Sopron

Sümeg

Székesfehérvár

Szekszárd

Veszprém

Villány