Incluso en invierno tenemos una invitación para ir a la orilla

Diversión invernal sobre el hielo del lago Balaton

Patinar en el lago Balaton invernal es una experiencia inolvidable, tanto como el juego favorito de los niños, el trineo sobre hielo. La superficie de hielo natural, rodeada por un entorno pintoresco es incomparable respecto a las pistas de hielo artificiales. Los más atrevidos y deportistas pueden probar la vela y el windsurf sobre hielo.

Sólo está permitido pisar el hielo del lago Balaton en los lugares señalados oficialmente. El lago Balaton es una gran masa de agua en continuo movimiento, de modo que en el hielo tenemos que practicar deporte con la debida atención.

No se pongan tristes los que no saben patinar ya que en varias pistas de hielo alquilan trineos para hielo. Sólo está permitido patinar en las pistas señaladas, vale la pena informarse en Internet sobre las localidades que acotaron pistas para patinar. Más información sobre las zonas señaladas y sobre los servicios prestados en la página: www.balatontipp.hu

Las pistas de patinaje son gratuitas. Se vende té caliente y vino caliente en casi todas las pistas de hielo oficiales y en varias localidades, como por ejemplo Balatonfüred y Keszthely se dota de iluminación a las pistas para que después de la temprana puesta del sol podamos seguir patinando.

¡Advertencia! En la pista de hielo al aire libre más grande de Hungría es fácil enfriarse. Para calentarnos se recomienda el consumo de té y vino caliente.